CONDICIONES GENERALES

 

1.-El Cementerio de Guarrate, sito en el pago de el Picón, es un bien municipal de dominio público, correspondiendo al Ayuntamiento su gobierno cuidado y administración. Sin perjuicio de las competencias que tengan asignadas en las disposiciones legales, las autoridades  sanitarias y la jurisdicción eclesiástica.

2.- Se entiende por Derecho Funerario las concesiones de uso sobre sepulturas, nichos si los hubiere y terrenos otorgados por el Ayuntamiento conforme a las ordenanzas y reglamentos locales y a las normas generales sobre concesiones.

3.- El Derecho Funerario podrá adquirirse a petición de parte, sobre sepulturas, terrenos o nichos, y será otorgado por el órgano municipal que corresponda.

4.- El uso de las sepulturas y nichos lo será por concesión a PERPETUIDAD (99 años).

5.- Todo Derecho Funerario otorgado se inscribirá en el Libro Registro del Ayuntamiento, siendo expedido Título acreditativo del mismo. Todas las inscripciones podrán ser individuales, familiares o a nombre de aquellas personas que lo soliciten aunque entre ellas no exista parentesco.

6.- En la concesión de Derechos Funerarios sobre sepulturas, el Ayuntamiento una vez presentada solicitud por el interesado le adjudicará la sepultura correspondiente entre las que estén libres.

En la concesión de Derechos Funerarios sobre nichos, se adjudicarán siguiendo un orden de numeración que se establezca  y según se vayan presentando solicitudes.

7.- El Ayuntamiento podrá suspender temporalmente la cesión a particulares de terrenos para la concesión de sepulturas, por motivos de agotamiento de terreno disponible conveniencia de unificar la construcción de sepulturas, necesidad de urbanizar la zona o zonas que carezcan de urbanización, o cualquier otra causa justificada que aconseje la mencionada suspensión.

8.- El Ayuntamiento podrá ceder, a instancia de parte interesada, el uso de los terrenos en sus cementerios, para la construcción de sepulturas, panteones o mausoleos. Será obligación del cesionario, terminar totalmente la obra autorizada en el plazo de doce meses a contar desde el acuerdo de cesión. Transcurrido dicho plazo sin que la obra haya sido finalizada caducará el derecho de cesión sin que el cesionario pueda reclamar el reintegro de la cantidad satisfecha en concepto de tasas, ni indemnización alguna por la obra en el caso de que ésta hubiese sido iniciada.

9.- Tanto los titulares de nichos y sepulturas como los demás usuarios del cementerio, conservarán las instalaciones en perfecto estado de limpieza, evitando suciedades en la propia sepultura como en sus alrededores.

10.- Tanto el terreno como las construcciones que sobre él se levanten estarán sujetos a los reglamentos y ordenanzas locales vigentes y a las normas vigentes en cada momento sobre Policía Sanitaria Mortuoria.

11.- Las sepulturas, terrenos nichos y panteones no podrán ser objeto de venta transacción o permuta, siendo únicamente válidas las transmisiones operadas por herencia, legado o sucesión intestada a favor de parientes y de las cesiones de título gratuito también entre parientes por consanguinidad o afinidad hasta el cuarto grado.

La transmisión a favor  de extraños será solamente válida por testamento.

12.- A falta de testamento la transmisión se efectuará conforme al orden que para la sucesión intestada establece el Código Civil

13.- Cuando falleciere alguna persona sin dejar descendientes, hermanos o parientes hasta el grado de colateralidad más distante, dicha sepultura revertirá  a la propiedad del Ayuntamiento, cumplido el plazo de la primera renovación.

14 Quedará declarada la caducidad de un derecho funerario y por lo tanto revertirá al Ayuntamiento en los siguientes supuestos:

Primero.- Por la transmisión del Derecho funerario con infracción de las disposiciones referidas a la misma o incumplimiento de los requisitos necesarios para la legal trasmisión del referido derecho.

Segundo.- Por el estado ruinoso de la edificación cuando fuera particular, cuya declaración y caducidad subsiguiente requerirá expediente administrativo con citación de forma legal y emplazamiento al mismo, para que en el plazo de dos meses proceda a reparar la edificación ruinosa.

Transcurrido dicho plazo sin haberla efectuado, se declarará la caducidad por los representantes municipales.

Tercero.- Por expiración del plazo establecido en las concesiones de carácter temporal sin haberse producido la renovación del Derecho Funerario, que deberá ser solicitada por escrito antes de su vencimiento o en todo caso en el plazo de tres meses a contar desde la fecha de la renovación temporal.

Cuarto.- Por abandono de sepultura en las concesiones a perpetuidad, declarando previa tramitación del expediente incoado en supuestos de existencia de inicios de tal abandono.

Sexto.- Por expiración del plazo establecido en las concesiones a perpetuidad (99 años). Se entenderá caducado el Derecho si transcurridos cinco años desde la finalización de la concesión, el titular o sus herederos no comparecen ante el Ayuntamiento para expresar su voluntad de continuar con dicha cesión. En el supuesto  de que no se produjera dicha comparecencia, el Ayuntamiento citará a los interesados en la forma legal o por medio de edicto, si no fuere conocido el domicilio de los mismos, y si transcurrido un mes, desde la fecha de la referida citación, no se hubiere producido la mencionada comparecencia.

Quinto.- Por haber transcurrido el plazo señalado sin haberse iniciado o concluido las obras de construcción (12 meses a contar desde la fecha del acuerdo de cesión) cuando se tratare de Derechos Funerarios sobre terrenos

15.- Con la sola presentación de éste TÍTULO se autorizaran los enterramientos que se soliciten, que se anotarán en le mismo y en el registro correspondiente

16.- Las exhumaciones para el traslado de cadáveres no podrán llevarse a efecto sin la autorización correspondiente y sin que haya transcurrido el tiempo determinado por la ley.

Actualizado ( Lunes, 10 de Agosto de 2009 13:10 )